El cuerpo siempre da señales

Algunas señales que pueden parecer alarmantes podrían resultar benignas: deposiciones de color rojo vivo probablemente indican que uno ha comido remolacha, no que sangra del intestino. Pero otras que parecen inocuas podrían advertir de enfermedades graves. Pequeños granitos amarillos en los párpados, por ejemplo, podrían ser depósitos de grasa que indican un colesterol alto, algo que a su vez hace aumentar el riesgo de un ataque al corazón.

Otras señales parecen no tener ningún sentido biológico: las cejas que ya no se extienden más allá del borde de los ojos pueden indicar una tiroides demasiado inactiva, y un pliegue diagonal en el lóbulo de la oreja parece advertir sobre un mayor riesgo de ataque al corazón.

El problema es que muchos de nosotros no reconocemos las advertencias, incluso cuando las tenemos a la vista. La periodista especializada en temas médicos Joan Liebmann-Smith‐ perdía peso rápidamente. Se le caía el pelo. Su corazón palpitaba demasiado rápido y no podía dormir. Creía que sus síntomas estaban relacionados con el estrés de haber dado a luz, pero una prueba de sangre arrojó que tenía un caso avanzado de un tipo de hipertiroidismo y que estaba produciendo demasiada hormona tiroidea.

“Tenía todos los síntomas clásicos y los estaba ignorando”, dice Lieb‐mann-Smith, quien luego decidió escribir una guía sobre los síntomas que indican enfermedades serias. Escucha tu cuerpo, escrita con Jacqueline Nardi Egan, una superviviente de un cáncer de seno, salió en 2007 y ha sido publicado en 26 países.

Antes de salir disparado hacia el consultorio médico por cada bulto o decoloración, tenga en cuenta que las anomalías que ha tenido por años son probablemente un componente benigno de sus características genéticas. Pero los síntomas que son inusuales para usted, o dolorosos y debilitantes, podrían ser significativos.

Muchos médicos y enfermeros dicen que los pacientes deberían estar atentos a cualquier característica nueva o inusual en sus cuerpos. “Cuanta más atención presten los pacientes, mejor”, dice Ted Epperly, presidente de la Academia Estadounidense de Médicos de Familia.

Medicina preventiva

El creciente énfasis en la medicina preventiva también eleva la responsabilidad sobre los pacientes para atacar enfermedades antes de que se agraven. Los síntomas de la diabetes, por ejemplo, afectan a todo el cuerpo, y se pueden ver en encías que sangran, en un hormigueo en los pies o en un oscurecimiento de la piel en el cuello y las axilas.

Algunos de los síntomas más preocupantes son bien conocidos. La mayoría de las mujeres sabe que deben revisar periódicamente sus senos en búsqueda de bultos, hinchazones o secreciones que podrían deberse al cáncer, y que debe hacerse mamografías de manera regular. “No todos los bultos son malos, pero todos deben revisarse”, dice Jen Brull, una doctora de familia de Kansas.

Los hombres también pueden padecer cáncer de mama. Los pectorales engrandecidos en los hombres normalmente indican un desequilibrio entre el estrógeno y la testosterona, o pueden indicar un mal de los riñones o un tumor pituitario.

Cáncer de piel

Al evaluar un lunar o mancha, acuérdese del “ABCDE”, dice Margaret Parsons, dermatóloga de California. Puede ser maligno si tiene A, una forma asimétrica; B, un borde irregular; C, un color sospechoso; D, un diámetro mayor al de un borrador de lápiz; y E, si es elevado o desigual. Los carcinomas basocelulares o escamocelulares tienden a ser rosados o rojos, y sangran fácilmente.

El exceso de grasa en el abdomen también conlleva un riesgo mayor de diabetes, presión alta, derrame cerebral, problemas de la vesícula y numerosos cánceres. La proporción de la cintura a la cadera es especialmente reveladora: si la cintura de un hombre es mayor que sus caderas, o la cintura de una mujer excede las cuatro quintas partes de la circunferencia de su cadera, eso indica la existencia peligrosa de grasa visceral alrededor de un órgano abdominal.

Un índice de masa corporal elevado es una señal de alerta. Pero perder peso sin explicación es aún más preocupante. “Puede indicar depresión, un mal gastrointestinal o un síndrome de falta de absorción. Incluso la diabetes puede causar pérdida de peso”, dice el doctor Brull.

Qué indican las uñas débiles

El pelo seco y quebradizo y las uñas débiles, así como engordar o adelgazar, pueden indicar un mal de la tiroides. Perder pelo en el resto del cuerpo puede ser una señal de envejecimiento, menopausia, desorden metabólico o problemas de circulación.

Piel blanca debajo de las uñas puede indicar anemia. Y las uñas que están blancas cerca de la cutícula y rojas o marrones en la punta pueden indicar una enfermedad de los riñones. Marcas irregulares marrones o azules pueden ser melanomas. Y las puntas de las uñas azules o curvas pueden indicar una enfermedad pulmonar.

Los mismos signos pueden presentarse en los pies, pero allí son más importantes. Los problemas circulatorios pueden manifestarse como entumecimiento y cosquilleo en los pies; así como la neuropatía periférica, y los problemas del sistema nervioso suelen empezar en las extremidades. Ambos indican una diabetes no controlada. Con la circulación comprometida, incluso un rasguño o dolor de pies puede infectarse fácilmente; la falta de sensación puede hacer que se ignore fácilmente, y puede engangrenarse, requiriendo una amputación. Por eso la gente con diabetes debe revisarse los pies a diario.

Dientes e hipertensión

La boca es otra ventana a la salud general. Más del 60% de los pacientes que pasaron por la clínica gratuita del colegio dental de la Universidad de Nueva York tenía hipertensión, y el 30% tenía diabetes o pre-diabetes. En casos raros, la leucemia puede causar inflamación y sangrado de las encías; la bulimia puede dejar señales de desgaste ácido en la parte de atrás de los dientes, y la pérdida de dientes puede indicar una pobre nutrición, una enfermedad avanzada de las encías o el uso extendido de drogas.

Fuente
http://online.wsj.com/article/SB124607112526064403.html

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: