¿Es usted acomplejado?

uchos seres humanos sufren por supuestos defectos que incorporan como ideas o imágenes distorsionadas de sí mismos y que devienen en verdaderos obstáculos para su crecimiento y desarrollo.

Carl Gustav Jung pensaba que muchas de estas imágenes estaban clavadas en el inconsciente y se generaban en experiencias infantiles desagradables.

En nuestro medio muchos padres les inculcan desde pequeños ideas a sus hijos con denotativos: enano, orejón, narizón, bruto.

Cada uno tiene un patrón de perfección ideal de sí mismo y de su vida, pero miles de personas sienten que ni siquiera se acercan a lo que quieren o quisieran ser.

Sólo para divulgación popular y sin entrar en profundidades del mundo de la psicología científica, les presento algunas situaciones y breves consejos:

Acomplejada por tu físico. Más frecuente en mujeres. Bajita, tetona, piernas delgadas, sin nalgas, nariz fea, pelo malo e infinidad de cuantas condiciones usted pueda imaginar.

Mírate al espejo y ponle un valor agregado a todo esto. Eres inteligente; excelente en tu trabajo; diestra como amante, a más de que las modernas tecnologías hacen de cualquier monstruo un verdadero ángel.

Me siento inferior. “No puedo hacer nada, soy bruto, las cosas me salen mal, soy torpe” y cuantas cosas nos podamos imaginar.

Como tu temor es al fracaso, piensa: “yo no tengo que gustarle a todo el mundo, soy, como la generalidad, un equilibrio de virtudes y defectos. Amplía las primeras y las segundas, si son reales, trabájalas con autoayuda o con un profesional del área”.

Complejo de Superioridad. Es una forma de inseguridad. El sujeto busca aceptación. Es rígido. No escucha a los demás, solo piensa en sí mismo.

¿Qué te puede ayudar? Saber que equivocarse no es un delito, aprende de tus errores, trata de ser transparente y gánate a los demás en base a servicio y la búsqueda honesta de aprecio.

Complejo de Culpa. Muy sensibles a las criticas, autoexigentes, hipersensibles y “se tiran lo de ellos y lo de los demás arriba”.

Complejo de Munchhausen. Son fabuladores, esconden sus limitaciones inventando historias en donde ellos son los héroes.

Es una lástima, pues este sujeto tiene un montón de cualidades por las cuales ser amado y aceptado, pero… nos las usa.

Me he nutrido de la publicación Psicología Positiva para este resumen y debo decirles que en manos de un buen psicólogo, el primer paso es que usted reconozca algún desbalance en su forma de ser o de actuar, busque sus raíces, decida superarlas y asuma los consejos que de seguro te serán de utilidad para “no privar en lo que usted realmente no es”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: